Estrías en los senos: Porque salen con y sin tener hijos

¿Por qué es normal que salgan estrías si no tienes hijos?

Aunque se crea lo contrario, las estrías no dependen sólo de cuestiones hormonales, también se encuentran relacionadas con la calidad de la piel, el estilo de dermis, la edad y hábitos del paciente. Por otro lado, el aumento y la disminución de peso, de forma repentina, puede ser otro de los factores que permitan que estas líneas se formen en diversos sectores del cuerpo.

Muchas personas asocian esta patología al embarazo pero a decir verdad, ninguna de ellas depende, de forma exclusiva a esta situación, aunque es posible afirmar que un 90% de la población femenina puede sufrirlas durante el periodo de gestación. 

Es normal que durante ese momento comiences a utilizar cremas y lociones a base de aceites, con el fin de nutrir ciertos sitios de tu organismo pero la realidad es que aunque seas muy disciplinada, es probable que alguna estría aparezca.

Por otro lado, realizar una nutrición balanceada es muy importante para reducir la apariencia de ese tipo de heridas. Para ello es necesario realizar una dieta a base de nutrientes, proteínas, frutas y vegetales, por lo que tendrás que eliminar todo tipo de dulces y comidas procesadas.

La ingesta de agua es fundamental para reactivar la elasticidad de la piel, hidratarla y mantener hidratada la dermis.

¿Cómo eliminar las estrías de los senos durante la lactancia? ¿Y durante el embarazo?

Los senos suele ser uno de los sectores donde las estrías pueden alojarse, sobre todo durante la época de la lactancia materna. Es normal que las mujeres embarazadas se encuentren con este tipo de heridas en dicho sector, pues la piel de esta zona es mucho más sensible y fina que en el resto del cuerpo, por lo que pueden romperse sus fibras con mucha facilidad.

El aumento de peso o la revolución de hormonas genera que las imperfecciones comienzan a aparecer pero lo curioso es que se manifiestan de diversas formas en función del tiempo.

Las estrías blancas, son aquellas a las que se las considera más difíciles de eliminar y es posible tenerlas durante mucho tiempo.

En cambio las cicatrices en tonos rojizos o morados son más sencillas de disimular y tienen ese color debido a que acaban de aparecer en los senos y aún se encuentran dentro del periodo de cicatrización.

Existen diversas medidas para poder prevenir la aparición de estas líneas en el sector alto del cuerpo de las mujeres embarazadas, entre otras cuestiones es necesario:

*La aplicación de emulsiones hidratantes en la zona de los pechos para evitar la resequedad de la piel. Lo ideal es hacer uso de este tipo de productos, al menos, dos veces al día durante todos los días.

*Además de mantener una dieta y beber dos litros de agua de forma diaria, es necesario la práctica de ejercicio físico. El entrenamiento para embarazadas es cada vez más habitual y recomendado por los especialistas. Estos movimientos ayudarán a que la dermis tenga un mejor aspecto, mejorando la elasticidad de la misma.

*También es necesario que utilices sujetadores de tu talla, con el fin de que puedas sentirte cómoda y evitar dolor.

*Si vas a exponerte al sol, recuerda utilizar una protección solar mayor o igual a 50 FPS, pues los rayos solares suelen favorecer la aparición de estrías.

Además de prevenirlas es posible eliminarlas, actualmente existen distintos tipos de tratamientos eficaces, aunque en el caso de que te encuentres embarazada o durante el periodo de lactancia, no es recomendable someterse a este tipo de métodos sin autorización médica.

¿Puedes tener estrías en los senos producto del cáncer? 

Aunque la aparición de este tipo de cicatrices se encuentren relacionadas a la subida o disminución de peso, cambios hormonales o cuestiones genéticas, también es posible que te preguntes si esta patología no responde a un tipo de enfermedad como el Cáncer. Pues afortunadamente, las estrías responden a cambios normales en los senos los cuales no se encuentran relacionados a situaciones malignas.

¿Los hombres tienen estrías? ¿Cómo pueden eliminarlas?

Aunque se crea lo contrario, los hombres también presentan este tipo de líneas sobre su cuerpo. Está claro que en menor medida que las mujeres pero su aparición se encuentra relacionada a cambios de peso, crecimiento de músculos, genética y tipo de piel.

El aumento de volumen hace que la dermis se estilo, eliminando la elasticidad de la piel, provocando las roturas celulares del tejido. Por otro lado, en cuanto al desarrollo del cuerpo, lo normal es que se deba a que por la práctica de deporte desmedida o entrenamientos con pesas.

La eliminación total de este tipo de cicatrices es complicada pero posible, es necesario tener en cuenta que no debe llegarse a una rotura total de la dermis, pues en este caso será imposible deshacerte de las estrías. 

Con el fin de recuperar la elasticidad en las zonas afectadas es necesario utilizar cremas hidratantes y reafirmantes, las cuales deben ser aplicadas con un masaje suave para que el producto penetre mucho mejor.

En cuanto a tratamientos es posible recurrir a la radiofrecuencia fraccionada, el láser fraccionado, infiltraciones de plasma, el roller médico, las ondas de choque, los peeling o la carboxiterapia. Este último, es uno de los más utilizados, debido a que permite brindar resultados más eficientes y en poco tiempo.

El mismo consiste en potenciar la circulación sanguínea, logrando cambiar la apariencia de la estría y potenciando la formación del tejido. La herida logra eliminarse, aunque el tratamiento acaba luego de que se realice una infiltración de plasma sobre la zona, para brindar más firmeza y engrosar la dermis.

Las líneas blancas suelen ser las más complicadas de eliminar, por lo que se aconseja afinarlas, para ello se utiliza el peeling, el cual se ejecuta a partir de una exfoliación para eliminar las células muertas y luego se infiltra plasma rico en plaquetas, sobre cada estría, para acelerar el proceso de curación.

Los métodos proporcionan diversos resultados, pero los mismos dependen no sólo de la ejecución del profesional, sino también de tu constancia y tus hábitos saludables para lograr mejorar el aspecto de tu piel.